Los deportistas son personas que deben dormir; esto porque, además de albergar anhelos y metas que los impulsen, deben procurar descansar adecuadamente, pues estudios científicos demuestran la importancia del descanso para lograr excelentes resultados,no solo en el hámbito del deporte sino también en tu día a día(estudiar,mayor atención,estado de ánimo…)

          Todo deportista tiende a mantenerse en forma para triunfar, hecho que no sólo requiere duro entrenamiento y buena alimentación sino que, valga la expresión, también exige que se duerma plácidamente de noche.

Resultado de imagen de sueño y deporte

Las lesiones.

           En el mundo del deporte es muy frecuente encontrarse con personas que recuperan antes las lesiones que otras.Es curioso que el fisioterapeuta al realizar un tratamiento similar ante una misma lesión y en la misma persona unas veces la recuperación es muy rápida y en otras ocasiones es muy lenta.

En los últimos años se han realizado numerosas investigaciones acerca de las lesiones deportivas tanto en sus causas como en los enfoques más adecuados para tratarlas.Al nivel de esfuerzo del deportista es imprescindible tanto para prevenir como para tratar las lesiones deportivas.

Además de todo esto es imprescindible un correcto descanso ya que no sólo es necesario ingerir los nutrientes adecuados para recuperar las fibras musculares, tendinosas y óseas que se han destruido en el esfuerzo del entrenamiento y de la competición si no que el organismo necesita de la noche para reconstruir todo el tejido.

Esto es así porque nuestro sistema hormonal segrega importantes cantidades hormona del crecimiento y testosterona durante ese periodo de tiempo imprescindibles para regenerar y recuperar los tejidos lesionados.

        Dormir durante el día ya sea por no poder hacerlo por la noche o simplemente por mantener nuestra gran amada siesta va a hacer que los ciclos de vigilia y sueño se alteren y con ellos todo el complejo sistema hormonal que nos va a ayudar a conciliar el sueño a las horas adecuadas y por consiguiente no nos va a permitir descansar bien, recuperar tras el esfuerzo y regenerar nuestras fibras lesionadas.

Experiencia de Nancy Contreras(Ciclista).

             La ciclista comenta que en el Campeonato del Mundo de 1999, en Berlín, Alemania, “me dijeron que si no calificaba no iba a Juegos Olímpicos y que además me iban a quitar el apoyo económico; fue demasiada presión y la noche previa a la competencia me pasé pensando en todo lo que tenía que hacer desde el momento de llegar a la pista, cuando hiciera el calentamiento y la carrera. Sólo dormí tres horas”.

          “Cuando llegué al velódromo para calentar estaba totalmente distraída (mi entrenador me decía lo que tenía que hacer y no le hacía caso) y de mal humor; no pude controlar los nervios y fue muy difícil para mí. Unos minutos antes de la carrera sentí que no quería participar porque tenía mucho sueño, me sentía muy cansada, y en la competencia sólo pensaba en que me dolían las piernas y quería que terminara todo. Quedé en el lugar 11 por no descansar bien”.

Resultado de imagen de nancy contreras ciclista

Anuncios